Botox en Hombres

0
botox en hombres

En los últimos años ha habido un incremento en la demanda de tratamientos en medicina y cirugía estética por parte de los hombres. Estos acostumbran a solicitar tratamientos que mejoren su aspecto sin ser demasiado evidentes ni implicar tener que ausentarse de sus obligaciones laborales. La tóxina botulínica (Botox ®, Azzalure ®) encaja perfectamente con esas expectativas. En una sesión se pueden reducir las arrugas frontales, del entrecejo, y las patas de gallo, dando un aspecto descansado y de mejor humor. El paciente puede incorporarse a sus actividades cotidianas inmediatamente, y si el tratamiento ha sido realizado por un buen profesional, el resultado es muy natural.

La toxina botulínica actúa disminuyendo la movilidad de los músculos causantes de las arrugas. Su efecto es totalmente reversible después de 5-6 meses. Esto es una ventaja y un defecto al mismo tiempo. Una ventaja porque si la persona no se siente cómoda con su nuevo aspecto, los cambios desaparecen en 6 meses. Esto raramente ocurre, y normalmente su corta duración es un inconveniente porque para mantener el efecto debemos aplicar el botox cada 6 meses.

Una pregunta frecuente que realizan los pacientes es ¿qué pasa si después de unos cuantos años poniéndome Botox, decido parar?. Estaré peor de lo que hubiera estado si nunca me lo hubieran aplicado?. La respuesta es que las arrugas volverán a aparecer progresivamente, pero el aspecto será mucho mejor que en una persona que nunca haya hecho bótox. Esto es porque en cierto modo el proceso de envejecimiento se enlentece durante los años en que hemos hecho bótox.

Además, el abanico de indicaciones de la toxina botulínica van mucho más alla del campo de la medicina y cirugía estética. Es útil para tratar la hiperhidrosis (sudoración excesiva), la migraña, y el blefaroespasmo (espasmos de los párpados).

[authorbox authorid=”13″ title=”Autor”]

Compartir
Artículo anteriorNormaderm BB clear de Vichy
Artículo siguienteCuida tus cartílagos con Oseogen articular
Dr David Romero Riu
El Doctor David Romero Riu cursó la licenciatura de Medicina y Cirugía en la Universidad Autónoma de Barcelona, licenciándose con el Premio Extraordinario de la licenciatura en 2000. Número de orden 10 en las oposiciones MIR 2002 de entre más de 10000 participantes. Posteriormente se formó como especialista en Cirugía Plástica, Estética y Reparadora, y en Dermatología Medico-Quirúrgica y Veneorología en el Hospital Clínico de Barcelona. Es el responsable de las Unidades de Cirugía Estética, Dermoestética y Oncología Cutánea de Epidermos BCN. Colegiado Nº 35510 de Barcelona.