Dra Imma Bujons, Nefróloga y Médico Estético

0

Dra BujonsHoy tenemos con nosotros a la Dra. Imma Bujons, formada en el Hospital Valle de Hebrón de Barcelona como especialista en Nefrología, y formada también como Médico Estético en la Universidad de las Islas Baleares.

La Dra. Bujons es discreta y muy cercana, de esas personas que generan confianza en cuanto se las conoce. Combina la medicina más terapéutica con la medicina estética, ya que trabaja como Nefróloga en un hospital público (Hospital de Igualada) y ejerce como médico estético en su consulta privada (IB Derm), lo que le otorga una amplia visión de las distintas necesidades de sus pacientes.

Dra. Bujons, ¿nos puede explicar exactamente qué es la Nefrología y de qué enfermedades se ocupa? ¿Es una especialidad quirúrgica?

La nefrología es una especialidad médica que se ocupa de las enfermedades que tienen su origen en el propio riñón y que pueden manifestarse de forma aguda o crónica.

Es un órgano que realiza muchas funciones en nuestro organismo, como la depuración de toxinas, regula el balance hídrico e iónico del cuerpo, completa el metabolismo de la vitamina D, sintetiza la hormona estimuladora de la medula ósea para fabricar glóbulos rojos, metaboliza medicamentos, etc., por tanto cuando falla este órgano de forma aguda o crónica se alteran muchas funciones del organismo.

También se ve dañado secundariamente por enfermedades comunes como son la hipertensión arterial, diabetes mellitus, dislipemias, vasculopatía… que pueden conllevar a la aparición y progresión de una insuficiencia renal crónica.

Cuando este órgano pierde su función completamente, los pacientes precisan de un tratamiento sustitutivo renal que reemplace su función como es la hemodiálisis, diálisis peritoneal o el trasplante renal.

Aprovechando que hoy la tenemos en Doctors & Labs y que su especialidad médica no es muy conocida a nivel popular… ¿nos puede dar algún consejo sobre cómo podemos mantener sanos nuestros riñones? 

Yo aconsejo siempre un estilo de vida saludable para evitar los factores de riesgo cardiovascular, ósea, dieta mediterránea sana, actividad física regular, mantener un peso adecuado, ingesta hídrica adecuada de 1.5 l/día de agua. Si no tenemos factores de riesgo cardiovascular, los riñones estarán protegidos preventivamente.

En caso de tener algún factor de riesgo, hay que tenerlo lo máximo controlado. Aunque por desgracia también hay enfermedades agudas desencadenadas de origen no conocido que pueden dañar los riñones en diferente medida y que  su debut no está en nuestro control.

¿Opina usted que nuestra salud general depende de nuestra alimentación, de mantenernos en un peso normal, de nuestros hábitos cotidianos, etc.? ¿O es cuestión de genética?

Sin duda la alimentación es la clave para mantener una buena salud, es el factor ambiental que más influye. Por ejemplo en la obesidad, la genética es responsable en un 20-40% y el factor ambiental en un 60-80%.

Nuestros genes proceden de nuestros ancestrales y eran genes ahorradores de energía, por eso tenemos tendencia a ganar peso y con los cambios de los hábitos de vida más sedentaria la cosa empeora. Como se dice popularmente  “somos lo que comemos”

Dra. Bujons, después de formarse como nefróloga y de ejercer como tal… ¿cómo llegó a especializarse también en medicina estética? 

La explicación es fácil, cuando tuve que elegir especialidad podía haber hecho dermatología en Sevilla, pero en ese momento no estuve muy brillante en mi elección porque era joven y me quise quedar en un gran hospital de Barcelona, así que durante unos años me he dedicado a hacer una medicina pura y dura de hospital con pacientes muy complejos.

Ahora ya con mis hijas más autónomas y por impulso de mi propia familia, hice esta segunda especialidad en la Universidad de Las Islas Baleares que ha aportado a mi vida una gran satisfacción, he aprendido muchísimo, sigo aprendiendo muchísimo y me parece inagotable este trayecto.

Además, creo que es una especialidad que  se preocupa de esferas de nuestro bienestar que pasan por alto completamente en la medicina clásica y a las cuales no se les da ninguna atención, aunque preocupen al paciente. Ahora me veo con una visión mucho más amplia que antes.

¿Qué le supone combinar la nefrología y la medicina estética? ¿No son mundos completamente opuestos?

No me supone ningún problema, desempeño dos especialidades diferentes en dos entornos completamente diferentes. Me cambio el chip,  simplemente.

Cuando estoy en mi lugar de nefróloga, hago de médico especialista en nefrología en el marco que me ocupa, con las limitaciones que vienen dadas por el entorno, y me entrego a mis pacientes profesionalmente y con máxima estima, aunque la sanidad pública está cambiando, se empiezan a notar los recortes en fallos del sistema y esto a los médicos no nos gusta.

Por otro lado cuando estoy en mi centro médico me siento altamente realizada al practicar tratamientos por los  que se precisa de una técnica manual minuciosa por la que se requiere una buena formación, realizando cada vez tratamientos más complejos e innovadores, y no solo esto, sino me encanta la relación con los laboratorios con los que me siento muy próxima, ya que es un trabajo continuo de colaboración y feedback con ellos.

Me gusta implicarme en marketing y todo aquello que se requiere para ser médica y pequeña empresaria.

A su consulta privada en pleno centro de Manresa (Barcelona) acude gente de toda la región e incluso desde muy lejos… ¿Cómo se ha dado a conocer?

Sí, es verdad tengo algunas pacientes de fuera de España, ni yo me lo puedo creer. Tenemos página web, hemos hecho publicidad en televisión local, radio, prensa, YouTube, revistas locales, entrevistas, y a menudo son las mismas pacientes que recomiendan a otras amigas, aunque como ya sabéis, muchas veces es un tema que a menudo la paciente no suele comentar con nadie, ni siquiera con su familia más cercana.

¿Y qué es lo que vienen buscando sus pacientes? ¿Qué les suele preocupar más… el aspecto del rostro o el del cuerpo?

Lo que más les preocupa en general son los cambios que de repente se empiezan a notar en la cara como la flacidez, descolgamiento, arrugas, las manchas de la piel, la pérdida de volumen de los labios…

A nivel corporal, lo que suele preocupar más son la celulitis, varices y la grasa localizada, también la flacidez de brazos y piernas.

Muchas personas creen erróneamente que la medicina estética es sinónimo de aumento de labios, y la tienen encasillada en el relleno labial porque es habitual reconocer unos labios que han sido aumentados de forma excesiva (poco natural) en personajes de la Tv o las revistas… ¿Puede explicar brevemente qué tratamientos ofrecen habitualmente los médicos estéticos a parte del relleno labial?

Sí, es verdad que a menudo vemos resultados poco estéticos y que muchas veces son debidos a tratamientos del pasado con productos poco afortunados como son los fillers permanentes. Algunas/os celebrities muestran resultados poco armónicos y no será por falta de recursos en su caso, simplemente será el resultado de tratamientos excesivos o demandados por el propio cliente sin demasiado criterio.

La peor competencia es la incompetencia a la hora de hacer tratamientos poco estéticos, todos sabemos que se realizan tratamientos médicos estéticos por personal no médico en centros no médicos, los pacientes han de ser conscientes de ello.

Actualmente la mejoría del labio tiene varias opciones para el código de barras concretamente, desde peelings, laser fraccionado, laser de plasma, relleno con colágeno, hilos de polidioxanona, ácido hialurónico sólo en microarrugas o en subcutáneo, algún estimulador de colágeno.

Cuando el labio blanco se elonga y pierde  eversión en la unión entre el labio blanco y rosa queda muy bien su restauración con un ácido hialurónico que le devuelve la tensión perdida, sólo restaurándolo de forma natural. El labio es un reto de tratamiento si buscas un resultado natural y no hay que olvidar conservar la proporción de la belleza.

¿Cuál es el tratamiento estrella que practica en su consulta? 

Considero muy buenos tratamientos aquellos que son bioestimuladores de colágeno y que van a mejorar nuestra calidad de piel generando nosotros mismos el colágeno, con lo cual los resultados siempre son muy naturales, simplemente mejoras la calidad de tu propia  piel , la  flacidez, y los volúmenes.

El otro tratamiento estrella es la toxina botulínica A, que ha demostrado ser el mejor tratamiento en la prevención del envejecimiento a largo plazo a nivel del tercio superior de la cara.

Con estos dos tratamientos estrella se obtienen resultados siempre naturales, además son tratamientos muy seguros.

Dicen que si un hombre o una mujer empieza a tratarse con un médico estético, no lo puede dejar nunca porque se vuelve adicto…  ¿Cuál es su opinión al respecto?

Eso dice el vox populis, pero en realidad no es adicción, en realidad si estas realizando un tratamiento con el fin de mejorar un problema, se obtiene un buen resultado y entonces se hace más evidente otra zona que no has tratado y precisa de corregir, es decir, un tratamiento global para mejorar tercio superior, medio e inferior de la cara.

Otra razón bastante elemental es que el proceso de envejecimiento es dinámico como la vida misma, y que por tanto si queremos mantenernos bien, los tratamientos también han de ser de mantenimiento, no son eternos los resultados. Pero el mejor tratamiento siempre es el de la prevención.

Si una mujer de unos 25 años va a su consulta para pedirle opinión profesional sobre cómo cuidarse, tanto a nivel facial como corporal, ¿qué consejo le daría?

Mi consejo es proteger la piel del principal factor ambiental de envejecimiento cutáneo  que se conoce que es el sol, le aconsejaría protectores solares durante todo el año a nivel facial, cuello, escote y manos en invierno, y en verano todo el cuerpo si va a piscina o playa, exposiciones solares no muy largas, con factores altos de protección  como el 50 y que se lo apliquen de forma generosa 1g/cm2, que protejan en frente UVA, UVB e IR y repetir la aplicación cada 2 horas.

A parte de la protección solar le aconsejaría cosmética que mejore la textura y luminosidad de la piel e identificar problemas específicos de la piel para recomendar la cosmética más adecuada, en caso de rosácea, acné, piel grasa, o manchas.

¿Es importante el uso de cosméticos? ¿A qué edad es conveniente empezar y qué tipo de productos considera que son imprescindibles?

En realidad la cosmética la usamos ya desde el nacer con nuestro primer jabón o crema corporal hidratante, luego en la adolescencia es muy importante la higiene facial de la cara y cosmética especifica de laboratorios como Cantabria que han desarrollado productos específicos y muy innovadores para el acné.

En la juventud necesitamos seguir cuidando la piel con cuidados básicos con cremas hidratantes de día con protección solar al menos de 30 como un endocare day sense. Más adelante, identificar los primeros signos de la edad y recomendar cremas ricas en SCA (secreción de Cryptomphalus aspersa) o baba de caracol, o con factores de activación de las células madre.

No olvidar el contorno de ojos, la protección celular al sol no sólo con la cosmética sino también con los inmunomoduladores orales.

La piel necesita externamente protección solar, hidratación y estimulación como tratamientos básicos, luego según cada piel y edad concreta hay cosmética específica recomendable.

Para finalizar Dra. Bujons, nos gustaría que diese a los lectores de Doctors & Labs un par de consejos para verse y sentirse mejor.

El primero es que sigan el método CEDRO: Cuidado corporal, Ejercicio, Dieta sana, Relajación evitando estrés, Optimismo.

El segundo es que “La salud es belleza y la belleza es salud”, así que cuiden su cuerpo desde el punto de vista de la salud que la medicina estética ofrece actualmente tratamientos médicos estéticos excelentes en la prevención del envejecimiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here